lunes, 31 de enero de 2011

Ya no quiero ser superhéroe

De pequeño quería ser como Supermán. Todos los niños queríamos ser como Superman, que volaba, tenía superfuerza, supervisión, atravesaba paredes y le rebotaban las balas. Era el superhéroe de la infancia porque sus poderes son perfectos a los ojos de un niño; puedes hacer lo que quieras sin que nadie pueda impedírtelo.
Ya de adolescente comienzas a barajar otras posibilidades. El hombre invisible comienza a ser interesante, pues puedes enterarte de todo sin ser visto, y saber lo que realmente piensan los demás de ti, algo que valoramos mucho en esa etapa tan cambiante e insegura de nuestra vida. Conforme maduramos abrimos la mente hacia otras posibilidades más complejas como la telequinesia (claro indicio de que nos hacemos perezosos), la telepatía (una forma avanzada del deseo de enterarnos de todo, pero ahora directamente de la mente, sin conversaciones subjetivas), dominar el fuego o el hielo, etc…
Finalmente nos quedamos con aquellos superhéroes que son capaces de manipular algo, y entre todos ellos mi favorito, como no, es el que pueda manipular el espacio-tiempo, como Hiro Nakamura en Héroes.
Sin embargo mi Señora del Caos, al preguntarle al respecto, lo tenía aún más claro que yo; le gustaría uno de estos dos poderes; el de curar a los seres vivos, o el de poder transmitir a las personas cualquier sentimiento que hayan causado. Básicamente su deseo era poder hacer ver a las personas el sufrimiento que hayan podido causar a otro ser vivo, haciéndoselo revivir en su propia piel.
Lo he pensado y ya no quiero ser superhéroe. Creo que no tendría el equilibrio mental suficiente que tienen los superhéroes para aplicar sus poderes al mundo real. Ellos, los buenos, siempre intentan no hacer un uso excesivo de sus poderes aunque ello signifique darle ventaja a los “malos”. Yo no podría darles esa ventaja. Yo querría coger a ese violador e inyectarle toda la dosis de dolor que ha causado. Yo querría ver una mirada de horror en los ojos de un maltratador, cuando sintiera la misma oleada de miedo que ha provocado en su pareja. Yo sería un superhéroe vengativo, cruel y despiadado que no tendría piedad de todo aquel que haya causado dolor de forma consciente. Yo disfrutaría viéndolos retorcerse de dolor, gritando de miedo, suplicando morir, y los condenaría a un ciclo incesante de sus propias acciones volcadas sobre su mente. No querría que murieran, querría que sufriesen en vida.
Yo querría hacer sentir a estas personas que abandonan a los animales el mismo sentimiento de soledad que embarga a un perro cuando lo dejas abandonado en un camino y huyes con el coche. Querría que sintieran el mordisco del frío de la noche, la angustia de la eterna espera, el dolor de la ausencia…
Por eso no quiero ser superhéroe, porque me convertiría en un juez implacable…

Y aquí os dejo unas fotos de un cachorro que hemos encontrado abandonado mi mujer y yo, y que me ha inspirado esta entrada. Necesita un hogar, nosotros no podemos tenerlo en la Torre, que además está de mudanza. Es muy cariñoso y agradecido y alguien lo ha abandonado cuando aún no ha terminado de aprender lo que es jugar.
Por favor, transmitid esta entrada a alguien que quiera un cachorro para regalarle un poco de cariño. Sabéis que sólo en contadas ocasiones os pido que difundáis una entrada. Ésta es una de ellas.

No hace falta que sea un superhéroe. Nos basta con que sea un héroe.








13 comentarios:

CMQ dijo...

Ojalá me lo pudiera quedar yo... difusión asegurada desde ya!!
Un abrazote, superhéroe.

Themila dijo...

Jo, que penita. Mis padres viven en el campo y todos los perros perdidos o abandonados acaban en su casa. Al final hay superpoblación de gatos, perros, pavos reales y patos (ni idea de donde salen éstos últimos).
Espero que el cachorrito encuentre dueños pronto.
Donde vivo hay una asociación que ayuda a buscar nuevos dueños, saca a pasear a los perros de las perreras para que no esten siempre cerrados, hacen caminatas con esos perros y gente que como yo llevamos los nuestros para que socialicen todos juntos... Mira a ver si en tu zona hay alguna y que te puedan ayudar.
Suerte. :)

Rebeca dijo...

Nunca había pensado en ese superpoder pero apuesto a que yo también me volvería mala y vengativa y querría que sufriera el otro, supongo que por eso existen la cadena perpetua, ¿no dicen que perder la libertad es el castigo más grande?

Respecto al cachorrito, ojalá yo pudiera quedarmelo, pero mi propietario me lo tiene prohibidisimo. Con esa cara tan mona no creo que tardes mucho en encontrar al dueño perfecto para él.

La Petite Poupée dijo...

Qué precioso es el perrito!!! Me gustaría quedármelo, pero vivo con mis padres y mi madre no quiere más perro, es el que tengo y al principio (cuando mi hermano lo rescató) le puso mil pegas...

Un beso y suerte, seguro que encontráis dueño :)

Aniña dijo...

ojala que pronto encuentre un hogar!
besitos

Claire dijo...

Para hacer sufrir a la gente malvada todo el mal que han causado habría que ser igual de malvados que ellos. Aunque se lo merecen, no sé si un superhéroe tendría esa sangre fría, no creo.
Suerte con el perrito. Espero que pronto tenga un hogar.
Besos.

X dijo...

Ojalá fuera yo ese que pides, pero no puedo. Lo que sí podría es matar a quienes lo abandonaron.

Camaleona dijo...

Espero que a estas alturas el cachorrillo haya encontrado un hogar... En casa no tengo ni plantas, porque sé que no puedo cuidarlas como merecen :(

Por otro lado, a mí me parece que todos los superhéroes son vengativos y despiadados con los malos, al menos los de ahora... son maleducados, prepotentes y soberbios.

Violeta Limonada dijo...

Es una preciosidad...¿ya ha encontrado hogar?

Yandros dijo...

Hola a todos. Solo quiero deciros que seguimos buscando un hogar para el cachorro por favor, seguid difundiendo la noticia...abrazos a todos y gracias por vuestro apoyo

Anónimo dijo...

Hola...me podrías decir si crees que ese cachorrito se pondrá grande, que sea un perro grande cuando crezca...si me pudieras comparar con otro perro como crees que se pondrá te lo agradezco para hacerme una idea.

Yandros dijo...

Hola a todos.Siento mi ausencia, pero he estado bastante liado
Solo deciros que Pipo (Ahora creo que se llama Thor) ha encontrado un superhéroe al que estamos eternamente agradecidos y que seguro su vida ahora es un poquito mñas feliz con un perro tan cariñoso al lado.
Perdona Anónimo, no he podido entrar al blog estas semanas muchas gracias por tu interés.
Un abrazo a todos, os lo contaré todo en una entrada

cristal00k dijo...

Bueno, los habemos, que no tenemos remedio gracias a dios, o a quien sea jeje! Leí esta entrada hace días y ya entonces pense, que Pipo había encontrado a sus héroes... porque si no hubiese salido ese valiente, de la Torre, no lo mueve ni la grua municipal. Y fijo, que se ha ido a regañadientes... ya me imagino la carita de N. (y la tuya) cuando se han llevado a otro de vuestros protegidos :-(
Otrosí, Lady Kaos, está hecha toda una mujercita, pero igual de trasto que de costumbre. Genio y figura. A ver si saco cuatro fotos y os las envío, para que la veáis.
Os escribiré al mail en cuanto saque tiempo (ever forever and ever the time... ) y os pongo al día.
Un beso para vosotros y un achuchón para los habitantes varios de la Torre.
Me gustó saber de vosotros.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails